Cerró una fábrica en San Lorenzo y todos los trabajadores quedaron en la calle

La planta de Bravo Energy cerró sus puertas este jueves y sus 30 trabajadores se quedaron sin sus puestos.

bravoenergy.jpg

Se trata de la planta ubicada en el acceso norte a San Lorenzo, que se dedica a la refinación de gas oil y es propiedad de capitales estadounidenses.

Días previos al cierre, algunos operarios recibieron telegramas de despido, pero no la totalidad de ellos, y a muchos los tomó por sorpresa cuando acudieron a trabajar este viernes por la mañana.

Por su parte, los delegados gremiales del Sindicato del Petróleo, Gas y Biocombustibles de San Lorenzo manifestaron no tener ninguna respuesta de los encargados de la planta y debido a eso se manifestaron frente a la fábrica de puertas cerradas.

Temen que debido al repentino cierre, además de perder las fuentes laborales, no cobren ningún tipo de indemnización